cabecera

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de la cookies. Puedes ampliar información en el siguiente enlace Más información.

Acepto el uso de cookies para este sitio.

Incontinencia urinaria y fisioterapia

Suelo-pelvicoLa incontinencia urinaria en mujeres afecta al 35% de la población femenina y es un problema muchas veces silenciado y mal tratado. Su tratamiento con fisioterapia puede resultar muy beneficioso, especialmente en las patologías que tienen lugar como consecuencia de un gran esfuerzo, tales como el parto o por culquier otra patología.

El tratamiento de la incontinencia urinaria mediante fisioterapia lo que va a buscar es la reeducación y el fortalecimiento de la musculatura del suelo pélvico, en el caso de incontinencia de esfuerzo o de inestabilidad vesical. Cuando la incontinencia está asociado a prolapso, el tratamiento va a ser quirúrgico. Mediante cirugía se va a intentar recolocar el útero y la vejiga, la acción de la fisioterapia comenzará en la fase de postparto y los objetivos van a ser la reeducación del Suelo Pélvico y la recuperación de las partes blandas alteradas.

Existen diversas técnicas de fisioterapia que se pueden emplear en el tratamiento de la incontinencia urinaria

  1. Los primeros días serán sesiones educativas donde se informará a las pacientes sobre el Suelo Pélvico y su estructura, además de explicarles en que consistirán las sesiones y el trabajo del Fisioterapeuta. 
  2. Enseñar la contracción del Suelo Pélvico: Inicialmente será en posición ginecológica. Nos colocaremos a un lado de la paciente ya que estará desnuda, y de este modo crearemos menos tensiones. Le pedimos que haga una contracción antimicción (se le pide a la paciente que contraiga los músculos como si quisiera evitar hacer pis). Debemos controlar, a través del núcleo fibroso del periné, si se produce una buena contracción (ha de desplazarse hacia arriba). Controlaremos que no haya contracción de abdominales, aductores y/o glúteos. Si no es capaz de contraer voluntariamente podemos utilizar la irradiación a través de la contracción del esfínter anal.
  3. Electroestimulación mediante electrodos intracavitarios: De este se estimulan los esfínteres y podemos combinar la electroestimulación con contracción activa.
  4. A medida que progresamos y haya un mayor control, pasaremos a la fase de reeducación y potenciación.

 

 

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de la cookies. Puedes ampliar información en el siguiente enlace Más información.

Acepto el uso de cookies para este sitio.

Déje un comentario

Estás comentando como invitado. Autentificación opcional debajo.

Bingo sites http://gbetting.co.uk/bingo with sign up bonuses

Massalud, Fisioterapia y masaje deportivo- Plaza de la Marina Española, 5. Local Izquierdo. Madrid. 28013 (Junto al Senado)  - 91 5418993 - massalud@massalud.org

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de la cookies. Puedes ampliar información en el siguiente enlace Más información.

Acepto el uso de cookies para este sitio.

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestra web, aceptas el uso que hacemos de la cookies. Puedes ampliar información en el siguiente enlace Más información.

Acepto el uso de cookies para este sitio.