Ultrasonido en fisioterapia para mejorar las lesiones

osteopatía madridLumbalgias, ciáticas y tendinitis son algunas de las lesiones que se pueden tratar con el ultrasonido

El ultrasonido es un sistema de ondas que atraviesan la piel y generan una vibración de los tejidos locales, causando un calentamiento a nivel local. Sin embargo, el paciente no siente calor. Los efectos positivos que produce son relajación de los tejidos, aumento del flujo sanguíneo y descomposición del tejido cicatrizal. Asimismo, se ha comprobado que puede ser muy útil para tratar lesiones.

Así, el trabajo del fisioterapeuta se puede ver potenciado con la utilización del ultrasonido, de ahí que sea una de las técnicas más utilizadas. Las lesiones que más habitualmente se tratan con ultrasonido son:

  • Lumbalgia: conocido comúnmente como lumbago.
  • Ciáticas.
  • Lesión en isquiotibiales: se caracteriza por un dolor intenso en el interior del muslo.
  • Distensión muscular: es lo que conocemos como torcedura. Además del dolor, la lesión puede ir acompañada de inflamación.
  • Inflamación del sacro.
  • Síndrome del dolor miofascial: dolor muscular en los puntos gatillo.
  • Tendinitis.
  • Periartritis.
  • Tendinopatía del hombro.

¿Cuándo está contraindicado el ultrasonido?

Sin embargo, aunque esta técnica es muy beneficiosa, hay momentos en los que se desaconseja su uso. Por ejemplo:

–    En mujeres embarazadas.
–    En tejido canceroso.
–    En zonas que sangren.
–    Tampoco se debe usar en lugares donde haya anomalías vasculares, como trombosis, embolias,…
–    En pacientes hemofílicos.
–    Sobre los ojos.
–    En pacientes con enfermedad cardiaca o con marcapasos, en la zona del corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *