Logo Massalud Madrid

Tratamiento de la fibromialgia con Fisioterapia

Dr. Robert Bobert
Dr. Robert Bobert

Immunologist

Chica tocándose la espalda por dolor

La fisioterapia puede ayudar a mejorar la calidad de vida de los pacientes

La Fibromialgia es una enfermedad crónica que fundamentalmente causa dolor músculo-esquelético generalizado, fatiga, trastornos del sueño, rigidez en las extremidades superiores o inferiores y muy frecuentemente episodios depresivos acompañados de crisis de ansiedad.

Chica tocándose la espalda por dolor

Afecta a un 3% de la población general, con mayor incidencia en las mujeres. Al ser una enfermedad crónica no existe curación pero la fisioterapia puede ayudar a mejorar la calidad de vida de quienes la sufren y que normalmente sufren, debido a sus dolencias y limitaciones, cuadros depresivos y angustia ante la impotencia de no poder hacer nada.

Tratamiento de la fibromialgia

Pilares de la fibromialgia

En el tratamiento de la fibromialgia podemos distinguir tres pilares:

  1. Usar medicamentos para disminuir el dolor y mejorar el sueño;
  2. Acudir al fisioterapeuta que nos enseñará una serie de ejercicios para estirar los músculos y mejorar la capacidad cardiovascular junto con técnicas de relajación para aliviar la tensión muscular y la ansieda
  3. Acudir a programas educativos que ayuden a comprender y a controlar la fibromialgia.

Tratamiento con fisioterapia

La fisioterapia puede complementarse con otras opciones terapéuticas como masajes, acupuntura, entrenamiento de relajación, terapia de puntos de gatillo y biorregulación, aplicación de calor en zonas doloridas, etc.

Además de la actividad física supervisada, existen múltiples técnicas de Fisioterapia que pueden realizarse para mejorar el estado de las personas con fibromialgia, como son las de control postural, control respiratorio, o la reeducación postural global.

Algunos de los tratamientos beneficiosos para tratarla son la crioterapia global, la termoterapia, la magnoterapia, la laserterapia de baja potencia, la radiofrecuencia, la terapia manual, la terapia miosfacial o incluso terapias más novedosas como el mindfulness.

Asimismo, la punción neurorefleja, que estimula puntos del cuerpo con agujas especiales para el tratamiento del dolor, es uno de los tratamientos más exitosos entre las personas que padecen fibromialgia. “Si bien no existen evidencias científicas de que la punción neurorefleja sea más efectiva que cualquier otro tratamiento para el dolor crónico, lo cierto es que la estimulación mecánica de los músculos afectados produce la reducción del dolor miosfacial, lo que hace que sea uno de los más demandados”, señala Santos.

Por otro lado, los ejercicios de lateralidad son beneficiosos a la hora de influir en la reprogramación del esquema corporal del cuerpo, mejorando la imprecisión que se produce en ciertas áreas relacionadas con el movimiento y el dolor.

El otro aspecto que aborda el fisioterapeuta es la educación para la salud, el aprendizaje en la actividad física y en los cambios de hábitos de vida para que ésta sea más saludable.

Ejercicios

Aunque muchos pacientes son reticentes a realizar cualquier tipo de ejercicio debido a los dolores y a su apatíia en general, hay que decir que el ejercicio aeróbico de nulo o bajo impacto es fundamental.

Así, es aconsejable caminar, montar en bicicleta o realizar natación.

Estos ejercicios deben ser siempre supervisados por el fisioterapeuta que adaptará la frecuencia y la intensidad de los mismos a las necesidades de cada paciente.

la fibromialgia es una enfermedad “que en algunos países ha llegado a alcanzar proporciones epidémicas” y que afecta mayormente a mujeres de entre 40 y 49 años. En este artículo te contamos como la fisioterapia puede ayudarte.

Ejercicio terapéutico

La fibromialgia aumenta en las décadas de la edad productiva, caracterizada por el dolor musculoesquelético, crónico y generalizado, de origen desconocido “para la que, si bien no existe todavía un tratamiento farmacológico eficaz, si se ha podido comprobar el efecto beneficioso de la actividad deportiva y del tratamiento con Fisioterapia, ha explicado José Santos.

Santos incide en la importancia del ejercicio terapéutico que trabaje la fuerza, resistencia y la flexibilidad, ya que propicia la mejora de la calidad de vida de las pacientes, y que además “consigue reducir los impactos y la frecuencia de los síntomas y el nivel de estrés que produce esta enfermedad”.

Así, los fisioterapeutas recomiendan ejercicios como caminar de dos a tres días por semana, desde 10 a 15 o 30 minutos, y al 60%-70% de la Frecuencia Cardiaca Máxima, así como pedalear entre 25 y 60 minutos, entre dos y tres días por semana, al 65% de Frecuencia Máxima Cardiaca como mucho.

Además, “el ejercicio moderado en el agua, así como los programas aeróbicos de baja intensidad pueden producir mejoras en la condición física de los pacientes, que, además, pueden ir aumentando lentamente y de manera controlada la frecuencia, sin temor a que esto aumente su fatiga o dolor”, explica el secretario general del CPFCM.

Causas de la fibromialgia

La fibromialgia es un síndrome común en el cual una persona tiene activados los puntos gatillo del cuerpo, provocándoles dolor articular y muscular.

Si bien es cierto que existen toda una serie de posibles causas y factores de tipo físico-orgánico (infecciones metabólicas, intoxicaciones, déficits,…), hay algo en lo que coinciden la mayoría de los pacientes: el estado de ansiedadestrésnerviosismo o somatización de conflictos emocionales no resueltos.

Por eso, los tratamientos de fibromialgia no dan los resultados esperados porque es una enfermedad mezcla de físico-emocional en la que se trata con ansiolíticos, antidepresivos y antiinflamatorios, e incluso derivados de la morfina.

Al tratarse de una patología de origen desconocido, no existen pruebas radiográficas o de laboratorio que confirmen objetivamente el diagnóstico. Por este motivo, según explica el Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid (CPFCM), “muchas veces este tipo de problema de salud no está bien enfocado por parte del sistema sanitario, convirtiéndose en ocasiones en el cajón desastre donde acaba el diagnóstico del paciente cuando no se sabe con certeza lo que padece”.

Además del tratamiento farmacológico, que ha demostrado paliar parcialmente las dolencias derivadas de la fibromialgia, el tratamiento con fisioterapia ayuda a los pacientes a mejorar y recuperar su condición física, reduciendo la frecuencia e impacto de la sintomatología y mejorando el nivel emocional.

Existen diferentes tratamientos de fisioterapia que pueden realizarse a la hora de tratar a pacientes con fibromialgia, como técnicas de control postural y respiratorio, ejercicios de fuerza, resistencia y flexibilidad.

Otras técnicas como la punción seca, la terapia miofascial o la acupuntura, que estimula los puntos del cuerpo que registran dolor mediante agujas especiales para esta técnica, son también beneficiosos a la hora de tratar a pacientes con esta patología.

Además, como complemento al tratamiento fisioterapéutico, una alimentación equilibrada también es fundamental en el tratamiento de pacientes que sufren esta patología.

En Massalud tratamos al paciente con mucho cariño a nivel emocional y a nivel físico lo manipulamos con una presión media, ya que la presión fuerte empeorar su estado. Te lo contamos todo en el siguiente vídeo:

Share this post:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sign up for health care tips and news

No paperwork, no hassle. We keep things digital and easy.

Get Virtual Care 24/7​
We offer patients the ability to get treated via their smartphone for a range of conditions.